Lo Principal

Trabajador de las viviendas del Procrear en Patagones tuvo dos accidentes en tres meses y la ART deberá pagarle

Un hombre que se desempeñaba como oficial de la construcción en la obra del Procrear de Patagones, se aplastó la mano derecha con una vigueta de más de 100 kilogramos. Ocurrió al intentar subir de un piso al otro este elemento de cuatro metros de largo. Dos meses después, tras los tratamientos de rigor, se le brindó el alta médica.

Compartir en Whatsapp

El obrero retomó sus tareas, pero un mes después, siempre en la misma obra y al servicio de la empresa Lo Bruno Estructuras S.A, intentó levantar una de las viguetas, sufrió un tirón y un dolor agudo en la zona lumbar que le impidió continuar con sus tareas.

Nuevamente fue asistido, se le practicaron radiografías y ecografías. La ART Swiss Medical aceptó el siniestro como propio de la tarea que desarrollaba.

Finalizado el tratamiento de casi 5 meses, la ART le comunicó que solo le reconocería como accidente de trabajo la lumbalgia post esfuerzo y recibió el alta médica, pero el trabajador manifestó que nunca se recuperó de su lesión de columna y que padece una incapacidad permanente e irreversible.

Además, el trabajador refirió que fue despedido por su empleador pese a encontrarse en pleno período de rehabilitación. De esta manera, inició una demanda judicial.

Por su parte, la empresa contratista negó “el carácter discriminatorio del despido operado con el actor, en tanto afirman que no tuvo relación alguna con el estado de salud del mismo, que por otro lado se encontraba con el alta médica, por lo que nunca estuvo incapacitado”.

Además, manifestaron que el despido “se debió a la particular situación financiera por la que atravesaba la demandada y que repercutía directamente en los empleados. Por lo que para la misma época del despido de Gómez fueron desafectados varios otros empleados”.

Por su parte, la ART afirmó que cumplió con todos los pasos para la rehabilitación hasta el alta médica.

En lo referido al despido discriminatorio, el obrero y la empresa arribaron a un acuerdo, por lo que quedó en pié la demanda contra la ART.

Los jueces de la Cámara Laboral al iniciarse el proceso judicial consultaron al perito médico que diagnosticó “lumbociatalgia postraumática con leves alteraciones clínicas y radiológicas”. Finalizó su informe al diagnosticar el total de la incapacidad funcional del trabajador era de un 7 por ciento.

Con la totalidad de los elementos probatorios, la Cámara Laboral de Viedma condenó a Swiss Medical A.R.T. S.A. a abonarle al trabajador dentro de los 15 días de notificada la sentencia, en concepto de indemnización por incapacidad parcial, permanente y definitiva, la suma de 247.037,04 pesos.